Johanna Kronfle. Diseñadora de bodas de lujo.

Actualizado: 12 ago


Entrevista con Johanna Kronfle. Diseñadora de bodas de lujo


Tuve el gusto de conocer a Johanna Kronfle en uno de mis viajes a la ciudad de Guayaquil. Visitaba el Parque Histórico, me fijé en un montaje en el Restaurante Casa Julián e ingresé con mucha curiosidad, ya que la decoración desde el exterior se veía fascinante. Fue ahí cuando le encontré, con una sonrisa amable y trato cordial, Johanna se presentó y me permitió hacer algunas fotos. Eso ya hace unos cinco años y desde entonces sigo de cerca su trabajo y veo cómo se ha convertido en la promesa joven del sector, una imagen exportable al mundo de los eventos de lujo de Sudamérica.


Hoy conversamos con ella sobre su vida y proyectos.


Carla Vasco (CV): ¿Cómo inicia su vida en el mundo de la decoración y el diseño de eventos?


Johanna Kronfle (JK): Mi aventura en el ámbito de flores y eventos inició en Nueva York cuando empecé a trabajar en una compañía que ofrece servicios de planificación y diseño de eventos enfocado a galas para organizaciones sin fines de lucro. Nosotros coordinamos todo el evento, desde la búsqueda de auspicios hasta la planificación, organización, decoración y selección de invitados interesados en donar y contribuir a las causas que la fundación tuviese a cargo.


La mayoría de las galas eran planificadas para instituciones como Save Venice, American Ballet Theater, New Yorkers for Children, New York Botanical Garden, Robin Hood Hamptons Cup, entre otras. Además, en estos eventos teníamos la colaboración de distintas marcas de moda como Lanvin, Oscar de La Renta, Dolce & Gabbana y otras personas insignes.


Parte de mi función era interpretar la visión de la ONG y trasladarla a los eventos, dando rienda suelta a mi imaginación con arreglos únicos, flores diversas, detalles personalizados en salones increíbles, siempre creando y manteniendo la idea general de mi cliente. Fue una experiencia fabulosa de más de diez años en el exterior que definitivamente profundizó aún más mi deseo de dedicarme a esta área tan maravillosa.


PH: @meduenas

PH: @meduenas

Mi sueño desde siempre fue abrir una floristería y ser proveedora y diseñadora oficial de eventos. Luego de cuatro años de trabajar en Nueva York, volví a Ecuador para concretar mi sueño y recobrar el tiempo que había estado lejos de mi familia.



Fue así como a mi regreso mi mamá me propuso planificar y decorar una gran boda en la Hacienda La Danesa, de Romina Miraglia y Niels Olsen, que resultó todo un éxito.


En el 2016, abrí Villa Gardenia, una boutique floral con estilo francés y toques románticos ubicada en Plaza Navona en el km. 5 de la vía Samborondón donde el aroma, la música y el colorido de las flores seduce a sus visitantes desde el primer instante que ingresan al lugar. También abrí un estudio de diseño de eventos, Johanna Kronfle Design, donde mis servicios empiezan desde crear la línea gráfica de las invitaciones o accesorios hasta el montaje del evento.





CV: ¿Cuál es su mayor fuente de inspiración para crear decoraciones únicas?

JK: Mi inspiración siempre viene de recordar lugares que he conocido y que han dejado una huella en mi corazón. El ambiente, las personas, el estilo de cada ciudad o pueblo visitado y la energía que caracteriza al destino.

PH: @palomayala

Foto Familiar.


No puedo dejar de mencionar que mi familia hace que todos mis sueños y creatividad se materialicen. Gracias a ellos—en especial a mi mamá que es mi mayor inspiración y ejemplo, mi fuerza inagotable, mi mejor amiga y apoyo, y a mi papá que me enseñó que la clave del éxito es ir aprendiendo paso a paso y que no hay meta imposible a pesar de los obstáculos—es que he logrado mis objetivos. Mi hermano, la estrellita de mi vida, es quien me hace sonreír y me recuerda que la felicidad se encuentra en las cosas más simples y descomplicadas de la vida y ahora cumpliedo metas junto a mi esposo.


Boda Civil 22/04/2021


Siempre le tengo presente a mi abuela Ita, incondicional hasta su último día, la que llenaba mi vida de alegría y amor y que juntas movimos cielo, mar y tierra para abrir Villa Gardenia. Ellos son todo para mí.


CV: ¿Cuáles son las ventajas de contar con una diseñadora de boda como Usted?


JK: Considero que el aspecto más importante de una boda son las flores, ya que ellas le dan personalidad al evento, le ponen alma, corazón y sentimiento. Siempre busco resaltar el carácter del cliente y lograr que el espacio sea un reflejo de su propia esencia, transformando el lugar en algo mágico, acogedor y fuera de lo común. Pienso que la creatividad no tiene límites y me gusta poder transportar al invitado a ese lugar de ensueño.


Por otro lado, tengo la suerte de contar con un equipo inigualable que he formado durante años y nos hemos convertido en una familia. Creo que la clave en un negocio que empieza desde cero es encontrar un grupo de personas que se complementen, que haya armonía y amistad en el ambiente laboral, que estén felices y orgullosos de ponerse la camiseta, que crezcan contigo y que sean fieles e incondicionales en los momentos buenos y malos del negocio.






CV: ¿Cómo define su estilo personal de decoración?


JK: En mi estilo impera la decoración lineal y cuadrado en lo que respecta a la colocación de los muebles, cómo alinear los bares y la pista de baile. Busco darle dinámica al espacio mezclando texturas y elementos que se complementen, por ejemplo, usando espejo, madera con acabado wash y vidrio, así como muchas velas para darle un toque romántico y combinando diferentes modelos de sillas y mesas, altas y bajas, redondas y rectangulares. Considero que la decoración siempre tiene que reflejar tu estilo, gusto y personalidad, sin importar la dirección que tomes o los objetivos a alcanzar.


En mi caso, me encanta una decoración delicada, pero siempre destacando los detalles. Aspiro a crear un estilo fuera de lo convencional, rompiendo esquemas, sin restricciones o reglas. Un estilo que persiste a través de las épocas y modas, tal como lo expresó Ralph Lauren: “Un estilo atemporal, un tipo de eternidad, un estilo que perdure y no tenga edad”.




CV: Cuéntenos sobre alguna experiencia de viaje que le ha servido en su carrera.


JK: La mejor experiencia que he tenido es el evento de Engage! Summits que atendí en abril del 2018 en Sardinia, Italia. Estaban profesionales de todas partes del mundo que pertenecen a la industria de los eventos. Nos unimos para compartir ideas y tendencias de diferentes países, ayudarnos mutuamente y exhibir el trabajo de todos. Definitivamente, ha sido una de las experiencias más enriquecedoras que he tenido.



#bodasdelujo #luxuryweddings